22-N: Historia Real con desierto (del Sahara) al fondo

Parece que fue anteayer y ya van 35 añitos del feliz acontecimiento patrio. Un 22 de noviembre de 1975 que fue conclusión de un ajetreado y peligroso trayecto que empezó su última etapa el 30 de octubre del 75, cuando el multi-infartado Caudillo y Generalísimo Francisco Franco (“Paco Pantanos”, para los amigos) deja definitivamente el poder (en funciones) en manos del Príncipe D. Juan Carlos (“Juanito”, para el susodicho Sr. Pantanos). Para Franco, fuera ya de la escena política, comienza el conocido “encarnizamiento terapéutico” por parte de “El Equipo Médico Habitual”, con el fin de mantenerlo vivo hasta que la situación del nuevo Jefe de Estado quedase más despejada.

El Príncipe arranca su jefatura en el momento en que la marroquí Marcha Verde convocada por Hassam II lleva cuatro días de camino hacia la frontera con el Sahara Español. Hassam II, que es “moro pero no tonto”, sabe que la precaria situación doméstica española es la ideal para, con diplomática audacia y bendición USAna mediante, apoderarse del fosfatinero, bancopesquérico y pre-petrolero territorio en vías de descolonización.

Inmediatamente, D. Juan Carlos envía sus hombres de confianza a hablar con el bueno de Henry Kissinger en Washington y a negociar “discretamente” con las autoridades en Marruecos. Mientras tanto, el 2 de noviembre El Príncipe viaja al Sahara y arenga a los inquietos y pro-bélicos militares: “España no dará un paso atrás, cumplirá todos sus compromisos, respetará el derecho de los saharauis a ser libres”“No dudéis que vuestro comandante en jefe estará aquí, con todos vosotros, en cuanto suene el primer disparo”

El príncipe (izquierda) preparándose para el inminente combate

El 6 de noviembre la Marcha Verde atraviesa la frontera Saharaui y se detiene. Para entonces,  los campos de minas ordenados plantar por Franco han sido retirados y se ha ordenado a las fuerzas españolas que retrocedan al interior para alejarse de la “línea de frente” ocupada por los civiles marroquíes (y los ocasionales gendarmes marroquíes de paisano y el agente de la CIA de guardia, que marchaban por allí también)

El 12 de noviembre comienza la Conferencia de Madrid entre España, Marruecos y Mauritania,  bajo la iluminación del Santo Espíritu Kissingeriano. EL 14 de noviembre se firma la Declaración de Madrid sobre el Sahara: la parte del león para Marruecos, las migajas para Mauritania, para los saharauis no hay nada. Para Expaña queda la retirada militar más bochornosa de todo el siglo XX y para el nuevo Jefe del Estado Expañol queda la reconfirmación del respaldo CIAtico y USAno para su proyecto de La Transición®. El acuerdo queda para la Historia con la firma del Presidente del Gobierno expañol Carlos Arias Navarro, estando Franco aun vivo (más o menos). Por supuesto D. Juan Carlos no aparece en las fotos ni en los documentos de la (presunta) alta traición al pueblo saharaui.

Después del acuerdo, ya no es necesario seguir manteniendo con vida a Don Francisco. El 15 de noviembre Franco entra en coma irreversible. Sólo las máquinas mantienen funcionando el corazón del agonizante dictador. Desconozco por qué no se desentubó al pre-cadáver en un elemental acto de compasión (ya me estoy imaginando a algún lector, habitual defensor de la “muerte digna” en otros casos, con una media sonrisilla pensando eso de “porque no se la merecía”. Ayyyssss)

Finalmente, Franco fallece en la noche del 19 de noviembre. Por las exigencias del despliegue de seguridad previsto desde hacía ya tiempo en la “operación Lucero“, no se anuncia la muerte de Franco hasta la madrugada del 20-N. Incluso se falsifica la hora de la muerte en el parte de fallecimiento, hecho horas después, para evitar filtraciones durante esos momentos clave.  Encima la casualidad hace que la fecha oficial del “20-N=muerte de Franco”, borre del recuerdo colectivo lo que esa fecha había significado para las “Dos Españas” anteriormente: la muerte de Buenaventura Durruti y de Jose Antonio Primo de Rivera el mismo día,  20 de noviembre de 1936.

Empiezan entonces 30 días de luto oficial, las colas multitudinarias ante el cadáver de El Caudillo, su entierro y por fin, el 22-N, el día tan anhelado por todos los expañoles durante tantos años: la gozosa proclamación de Juan Carlos I como Rey de Expaña.  Seguramente hayan visto alguna vez el momento del juramento del nuevo Rey en algún canal televisivo. Lo que pasa es que como el Presidente de las Cortes se enrolló mucho con el enunciado del juramento, pues claro, las televisiones lo suelen acortar por aquello de poder meter más anuncios luego. Aquí, como los segmentos publicitarios son menos exigentes, podemos ofrecerles la versión larga, por si se quieren aburrir un rato  y ver qué cosas jura exactamente D. Juan Carlos:

Por eso, en este día de conmemoración de tan magna efeméride, queremos aquí como homenaje entonar, con emocionado fervor patriótico, el himno nacional de Expaña, aunque sea una estrofa solo siquiera:

Franco, Franco
Tenía el culo blanco porque su mujer
lo lavaba con Arieeel
Doña Sofía lo lava con lejía
y los del Borbón lo lavan con Colón.

(Como no hay letra oficial, he escogido al azar una de las muchas que se han hecho “oficiosamente” a lo largo de la historia. Ustedes pueden quedarse con cualquier otra que les apetezca. Es lo bueno que tiene nuestro himno mudito)

Anuncios

Un pensamiento en “22-N: Historia Real con desierto (del Sahara) al fondo

  1. Grande!!! Pedazo de articulo, esta al más alto nivel. Y la foto del rey karateka no tiene precio.
    Ahora que lo pienso, el otro rey también hacía karate. Dios mio, ¿cómo habría sido un combate de karate entre el Rey del Rock y el Rey de Hispanistan? Dejemos volar la imaginación.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s